• Jose Scarano

AIESEC se hizo parte de mi


Recuerdo aquella vez que omití una publicidad de el reclutamiento de miembros para AIESEC que en ese tiempo, sin pandemia ni nada de todo esto que estamos viviendo, se imaginaban un pleno desarrollo de todo lo que planeaban.


A la semana volví a ingresar a Instagram y después de varias historias apareció la publicidad nuevamente, siempre estuvo mi inquietud por experimentar un voluntariado de verdad, y AIESEC me lo brindó y me mostró los valores que tienen para tomar la decisión de participar y vivir esta hermosa y extraordinaria experiencia.


Después de pasar por el proceso de selección me llamaron por celular para informarme que había quedado seleccionado y me esperaban para mi inducción, mi corazón explotaba de felicidad y sentía una emoción muy grande al saber esto.


Pocos días después conocí a Carla quien fue mi Team Leader, una gran persona que me enseñó muchísimo y puso todo su empeño en todos estos seis meses. Mas tarde conocí a las demás miembros que formarían, lo que fue uno de los mejores equipos al que pude pertenecer, Lourdes, Sol, Sabrina y Flor.


Lo mejor que rescaté siempre en mi tiempo como miembro fue la calidez de las personas, y saber que hay personas que comparten tus mismos sueños y objetivos.

Hubo muchas veces que sentía que no iba a poder lograr las actividades que me planteaban y lo que me llevaba a querer renunciar.




Recuerdo un día que debíamos fidelizar una cooperación y me eligieron para contar sobre cómo me iba en mi experiencia, demostré lo que sentía y las lágrimas se apoderaron de mi esa noche, fue algo tan fuerte para mi mostrar que si quieres lo puedes.


Hoy le doy las gracias a Carla que estuvo conmigo como líder, aún lo sigue estando pero con otro rol.

Me desarrollé millares tratando siempre de ser una mejor persona y dejándome en claro muchas cosas que veía desde otro punto, a toda el área que siempre tirábamos para adelante por más complicaciones que se presentara en el medio,más aún en tiempo de cuarentena, y a todo el comité que brindaron todo para que cada miembro se desarrolle.


Esto, sumado a la experiencia que tuve como miembro fue, y lo es, una de las mejores historias que me pasaron en la vida. Ahora tome el rol como Team Leader y brindaré lo mejor de mi para que mis los miembros aprendan mucho más que yo.


Esta es la historia de Alejandro Alomo, como miembro de AIESEC en Tucumán.

Si queres vivir una experiencia como la de él, unite a aiesec haciendo click aca

111 vistas1 comentario

AIESEC Argentina 2020. Todos los derechos reservados.